martes, 4 de julio de 2017

Visitas......U. R. Olivero

para Soledad Astromujoff.

Foto: Jonathan Paye-Layleh, Kpolokpai, Liberia
Me asomé y ya no quedaba nada. Kenia también se había ido para siempre. La echaba de menos. Allá, lejos, entreveía algo que parecía una cometa, ¿un espejismo? Todo estaba solitario, el esqueleto de la soledad se había materializado en todo aquello y a mis ojos les costaba resistir tanta desolación. Sentí que algo muy opresivo dentro de mí me asfixiaba, como si fuesen las garras de un saurio que desde una borrosa lejanía tiranizaba mi vida, y me decía que después de aquel vacío ya nada sería posible, que debía renunciar, que debía irme, que eso que creía parecerme el vuelo de una cometa no era más que una misteriosa señal, una invitación a marcharme muy lejos. Me sentí en el peor de los abandonos. Entré y cerré la ventana. Creí que así me protegía de algo, pero no sabía bien de qué, ni por qué me pareció que cerrar la ventana era un acto importante en ese momento. Intenté sintonizar la radio pero no pude. Aquella noche soñé con la cometa que me pareció medio ver en el horizonte. ¿Un espejismo? ¿Una forzosa invitación a marcharme también para siempre? Antes de acostarme, me leí todas las cartas que Kenia me había enviado en los últimos cuatro años. En algunas de ellas noté mucho miedo, pero al mismo tiempo la monolítica convicción de que prefería quedarse allí en Liberia hasta que todo terminara. ¿Hasta que la guerra se quedara sin ojos, sin armas, sin contendientes? 

sábado, 24 de junio de 2017

Fiesta nacional......Raúl Muñoz González

Portada del LP The Hierophant, de Burial Hex
La lumbre apagada duerme
mientras reverberan, clamando justicia,
los cuernos de un triste toro.

Ya nadie se atreve a vérselas,
sin círculos que delimiten la muerte
ni antorchas que iluminen la noche.

Acercaos a mi pena...
Parece decir el moribundo y suplicante animal,
torcido y doblegado en su suplicio. 

miércoles, 14 de junio de 2017

Puchero para cautivar princesas......José Aristóbulo Ramírez Barrero

A ver qué le hace falta al jugo de la almeja

Foto: Gustave Courbet, El sueño
La única manera de saber cómo va fraguándose el puchero, si va bien o no tan bien y, en ese caso, con el ánimo de componerle el alma antes de bajarlo de la candela, agregarle una pizca de sal y de tal, rayarle tantito de aquello y de lo otro para dejarlo de rechupete y que los comensales rujan de satisfacción, se coman hasta el pegado de la olla y dejen el plato más limpio que una patena, la única manera, digo, es ir probando y manoseando y gustando y saboreando el caldo, con jeta golosa como hacen las buenas cocineras, metiendo mano, lengua, sobaco y lo que sea, que en una de esas se cuela en el cocido lo mejor de lo mejor, aquel saborcito criollo y misterioso que abruma, atrapa y embelesa. 

domingo, 4 de junio de 2017

Dos poemas......Dufay Bustamante

Foto: Ricky Dávila, No vodka on the moon
Escritura

Árbol o cuaderno
hay que arrancarse 
muchas hojas.


Ritual

Alas que unen anillos en el aire
para hacer una invisible torre.
Aterriza las ganas 
bebe los olores
resbala con filosos besos sobre la carne. 

jueves, 25 de mayo de 2017

El color de los nidos......U. R. Olivero

Foto: Cajimaya Cuba, El río de Cajimaya 2007
1

Cuando Hermis y yo levantamos la cabeza, vimos que todavía Elder la mantenía dentro. Pasó un minuto y medio y no la sacaba. "¿Le habrá dado un infarto debajo del agua?" Pero entonces la sacó buscando con ansiedad el aire. Ese fue el primer susto. Nos había ganado la competencia. El primo Elder era el mejor del grupo. Hermis y yo aguantábamos dos minutos cuando más. Por eso nos habíamos asustado. Porque las otras veces se quedaba en tres minutos. De ahí no pasaba.

lunes, 15 de mayo de 2017

Es-pa-ña......Raúl Muñoz González

Foto: Pablo R. Picasso, Cráneo de cabra

Sólo veo casas blancas con paredes encaladas,
de sus balcones cuelgan macetas con geranios.
Comienza a atardecer, el cielo corre su cortina de fuego.
Se acicalan los patriotas, despliegan la insignia roja y gualda.

Poco a poco van llegando las sombras de los pavos reales.
Beben jarras de sangría y, con su mirada incandescente,
graban iniciales sobre las paredes de tiza blanca inmaculada. 

viernes, 5 de mayo de 2017

Eran menos de las ocho de la mañana (Tercera y última parte): Albert García Soler

Viernes

Foto: Cementerio de la Recoleta (www.turismo.buenosaires.gob.ar)
A la mañana siguiente, Marta ya no estaba en la cama. Se oía el ruido de la ducha. No pude evitar meterme dentro con ella.
Ya es mañana —le dije cuando entré. 
      Nos dispusimos a llevar a cabo la más agradecida de las fases de la creación de la vida. Todo el mundo sabe que por la mañana es el momento más fecundo del día.
Cuando bajamos a desayunar, nos esperaba un suculento almuerzo. Su madre nos recibió con la mejor de las sonrisas. No se cortó un pelo:

martes, 25 de abril de 2017

Eran menos de las ocho de la mañana (Segunda parte)......Albert García Soler

Foto: JBS Mens Underwear
Justo en ese momento salió un tipo desnudo del lavabo, era evidente que acababa de dejar la ducha. Parecía casi tan sorprendido como yo un instante antes, pero él sí fue capaz de reaccionar y parapetarse detrás de la puerta del lavabo. Saludó con un hola que denotaba lo incómodo de la situación. A mí aún me dolía la pierna y la situación me sobrepasaba. Por suerte, Marta me cogió del brazo, me arrastró fuera, cerró la puerta del dormitorio y me dijo muy seria:
Creo que será mejor que nos vayamos discretamente.
Yo estaba aturdido. Respondí que sí, pero cuando giré la mirada hacia la salida me topé con los efectos de mi entrada triunfal. La puerta estaba tirada por el suelo. ¡Hecha puré!
          —Ahora ya casi mejor nos quedamos. No me puedo ir dejando esto así —le dije, señalando el destrozo.

sábado, 15 de abril de 2017

Eran menos de las ocho de la mañana (Primera parte)......Albert García Soler

Lunes

Foto: Egon Schiele, Mujer desnuda 174
Eran poco menos de las ocho de la mañana. Me disponía a entrar en el metro camino del trabajo. A esas horas las caras de los pasajeros del transporte público no suelen ser muy edificantes, menos aún un lunes. El panorama aquel día no era muy distinto, pero un rostro me llamó la atención. Se trataba de una chica de unos veintitantos, no era especialmente guapa ni fea, ni alta ni baja, ni gorda ni delgada… Pero su mirada era la viva imagen de la felicidad. La verdad es que me llamó vivamente la atención y no pude evitar quedarme mirándola, embobado. Ella se percató y me sonrió. Lejos de sentirse molesta y rehuir mi mirada, parecía hacerle gracia mi interés. Era agradable encontrarse con alguien de tan buen humor a aquellas horas de la mañana. Finalmente me acerqué a la chica y la saludé.

miércoles, 5 de abril de 2017

Noche de tricornios......Raúl Muñoz González

Por la recuperación de la memoria histórica
y la necesidad de combatir al fascismo.

Resuenan ráfagas de disparos, se llevan a los muertos,
con sangre fría los abandonan a la entrada del ocaso
se retuerce la tierra de dolor, ¡ay mudo dolor del aire!.
Foto: Boikot, Videoclip de Lágrimas de rabia

Un relámpago de metralla ilumina la carne, sin 
                                                             descanso,
se perfila una estirpe de hombres que marchan a la 
                                                             gloria
y aún sonríen a los verdugos que apuntan con sus 
                                                             pistolas.

Que vengan, que quiero verlos, quiero ver la sangre,
escuchar sus últimas palabras arropando palomas,
declarando su sencillez a las leyes de la gravedad.

domingo, 26 de marzo de 2017

El reality......Guillermo Walter Toledo

Foto: Nataliya Kozhenova
Me acuerdo de cuando me seleccionaron en el Gran Hermano.
Lo cuento y nadie lo cree. 
Jamás pensé que iba a quedar, porque siempre seleccionan a los que tienen algún drama de esos que conmueven, pero resulta que yo estaba bien, de chico no me abandonaron, ni abusaron de mí, ni soy un incomprendido hijo de famosos... ni nada.
Una vida totalmente intrascendente y aburrida. ¿Sería por eso que quedé?
Cuando hicieron el casting éramos como “quiticientos”. Me acuerdo que delante mío había una chica muy rebelde y trasgresora que no paraba de mandar whatsapps. Su cabello era oscuro, teñido de color rosa chicle, y mostraba su cuerpo totalmente tatuado. Estaba convencida de que iba a quedar ella porque cada tatuaje reflejaba los grandes acontecimientos mundiales. 

jueves, 16 de marzo de 2017

La petición......Dufay Bustamante

No seremos la distancia entre las ciencias naturales del hombre,
lo habitual de la tarde se quedó sólo en esta pieza de mundo;
Foto: David Cronemberg, El almuerzo desnudo
ese día la luz no llegó y nos encontramos
descifrando el misterio de las manos del agua.
La práctica del amor renace a manera de necesidad 
no en el resentimiento de los actos del hombre
que usó la palabra para fundar el vacío.
Años vagando por el desierto,
enterrada en la arena
yacía la conciencia;
muestra la caverna de los murciélagos con dientes de diamante; caeré sobre la montaña de guano: vuelvo a pedazos, otros me suceden en el cauce de un brillo sin luz que busca las tinieblas. Allí las llamas se extinguen, profundidad sin aire, suben arañas por tu vacío, serpientes abrazadas a la gigante sombra viajan sobre la arena
tallan corazones.

lunes, 6 de marzo de 2017

El último round del "Ratón" Centeno......Joaquín Pereira

Foto: A.B. Quintanilla
El olor a sangre mezclada con iodex golpeó a la pequeña cuando abría la puerta de su hogar: una residencia minúscula en una pensión de pescadores. Se había escapado de la escuela para recibir a Carlos, que siempre regresaba de las peleas de los fines de semana con un racimo de bananas, un gran abrazo y un diente menos… para el ratoncito Pérez.
El calor en el cuarto era mayor que el de la calle, lo que hacía flotar los objetos para los ojos de la niña. La sonrisa se le borró del rostro al ver a su hermano en posición fetal, acostado en el catre de su madre.
¡Ay, mi Dios! Carlitos, ¿qué te han hecho? gritó la niña, soltando sus cuadernos al piso.
Mi niña… esta vez no hay bananas, pero sí muchos dientes respondió Carlos, abriendo el ojo sin hematoma para ver a su hermanita. Ayúdame a limpiar las heridas mientras llega mamá con la comadre de las hierbas y te cuento cómo casi mato a ese tipo.

viernes, 24 de febrero de 2017

Geografía de piel......Dufay Bustamante

Foto: Ricky Dávila, nubes de un cielo que no cambia
Soy aún tan forastero 
como para creer que he llegado.
Atmósferas 
me anochecen extrañas,
intactas.
Es tan raro el mapa,
este rastro y ese sonido
que pasea por mis nervios
como un reloj muriendo,
ese drum&base 
que fuera la banda sonora 
de la tierna tortura.

martes, 14 de febrero de 2017

El bisabuelo......Beatriz Marín

Foto: Lee Jeffries, Homeless
Hoy el bisabuelo ha cumplido 185 años. Lo celebramos de forma discreta, como una de esas misas aniversario en las que la gente no sabe si sonreír o parapetarse tras unas inútiles gafas de sol. Yo, la verdad, me alegro de tenerlo con nosotros, pero él no comparte mi opinión. Ha visto morir a todos sus hijos y nietos, y a muchos miembros de mi quinta. En su décimo cuarta década atravesó una profunda depresión que lo llevó a intentarlo todo: salto desde un quinto piso, ingesta masiva de somníferos, ahorcamiento... incluso se ató a sí mismo a una vía muerta, hasta que fuimos a rescatarlo y recordarle de paso que hacía casi cien años que  el tren no pasaba por la zona. Salvo este último episodio, que quedó en una anécdota familiar, el resto se saldó con minúsculos rasguños y una ligera indisposición estomacal. Realizó todavía un último intento con un abrecartas recuerdo de Toledo, pero fue casi un acto de rendición poética, y a partir de entonces se resignó a su suerte.

sábado, 4 de febrero de 2017

Monólogo......Dufay Bustamante

Foto: Ricky Dávila, nubes de un cielo que no cambia
Salgo del sueño
de mi casa por dentro.
La amable brisa ácida
activa la oración de los poros.
¡No me dividas los días, la belleza!
Podría divertirme matándote
pero no tengo tiempo, ya no.
En la falla de origen
perdí:
La dulce pasión de los boleros
en un canto de palomos al oído,
la tierna tragedia del tango,
el movimiento de caderas de la cumbia en la emoción,
la noche con miel de sudor frente a la playa,
el ánimo carnavalesco de la samba,
el rigor de los cantos inspirados por el western urbano. 

miércoles, 25 de enero de 2017

Buenas noches, Jeannette......Armando Aravena Arellano

Foto: Jan Saudek, Eine Tanzerin
Esperó que la señal sonara dos o tres veces y luego cogió el teléfono con desgana.
           Sí, aló, buenas noches. 
     —Buenas noches... querida Jeannette... ¿cómo estás? 
Bien... ¿y tú, Raúl, cómo has estado? —dijo la mujer, acomodándose en su asiento.
¿Yo?... Bueno, tú ya lo sabes... se me ha hecho eterno este fin de semana sin poder conversar contigo...
La mujer alejó un instante el teléfono de su oído y puso el brazo en el escritorio para apoyar su cabeza.

domingo, 15 de enero de 2017

De la blanca dama......Dufay Bustamante*

A Johanna Giraldo
Foto: Ricky Dávila, Manila

Hay quienes llegan a la noche
guiados por un vacío que la luz no alcanza.
Rebaños organizados por la música,
lobos que caen en trampas de sonido.
Otros se desvelan 
                         soñando
                                    hacer
el amor a los súcubos contra las puertas:
el fuego está adentro o en otra cara.
¿Qué canto recorrerá por dentro
a los amantes del polvo, a las sombras
de los cabellos peinados a golpes de viento?

jueves, 5 de enero de 2017

En su inmensa sabiduría......Pedro Francisco del Álamo López

Padre amado, llego hasta ti con toda humildad para pedirte que ilumines mi vida devolviéndome la libertad: mi libertad. Es lo único que te pido, libertad para poder hacer mi vida más allá de estas rejas que oprimen mi cuerpo y mi mente cada día, que anulan mi existencia, la misma vida, que es el regalo más preciado con el que me has bendecido. Te doy gracias, Señor, por escuchar mis humildes plegarias, hincando las rodillas ante tu inmensidad, obsequiándote con mis más sinceras loas por tu intersección llevándote a mi esposa lejos de mí para encontrarme con mi propia vida, liberar el potencial físico e intelectual con el que me has honrado sin los obstáculos de este error garrafal que entrampa mis días. Sabes de mi cobardía, Señor, sabes que por mis medios no soy capaz de deshacerme de ella. Creo en ti, creo en tu infinita misericordia, en tu inmensa sabiduría…

jueves, 22 de diciembre de 2016

Pan, tierra y libertad......Raúl Muñoz González

Foto: Guardia civil con fusiles como los del tiroteo de Nava (www.diariodeleon)
Que de dónde vengo, me preguntas.
¿Acaso no ves mis manos rajadas
por el arado, y los pájaros inmóviles
en la mirada de una sublevación?

Hablaré de una amanecida anochecida
entre tricornios y caballos blancos,
entre pistolas lunares acorralada;
llevaré el hambre a los pies descalzos
y el frío entrará como luz en tus ojos;
serán mis huesos motivo y razón
de las espigas acariciadas por hoces
que desafiaron alambradas y leyes.

lunes, 12 de diciembre de 2016

La mano de la ternura......Albert García Soler

Foto: Odette Annable
Aquel día estaba muy cansado, acababa de salir del trabajo. Caminé cinco minutos y me senté en el primer banco de la larga avenida que hay camino de mi casa. Es un lugar agradable, detrás hay un parque, desde donde llegan las voces de los niños que juegan. Eché la cabeza hacia atrás y me relajé escuchando el alboroto de los críos.
Me estaba adormilando cuando, de repente, noté algo en el muslo derecho. Levanté la cabeza, era un niño. Tenía la mano en mi pierna y me observaba fijamente, con una mirada muy intensa. Le miré un momento a los ojos. Él me aguantaba la mirada. Estuvimos así unos segundos más, hasta que al final le dije hola. Él no me respondió, seguía escudriñándome fijamente, mantenía una expresión neutra: ni seria, ni triste, ni alegre..., me miraba de una forma penetrante que yo no sabía cómo interpretar. Intenté decir algo más pero no me atreví. Era muy extraño, me sentía como hipnotizado por aquella criatura. Sólo tendría unos cinco años, pero era como si yo fuese el pequeño y él el adulto. Había una especie de determinación en sus ojos que nunca había visto, y cuando digo nunca es nunca. 

viernes, 2 de diciembre de 2016

Traspasa la palabra......Laila Akselrad Zylberberg

Foto: Erupción del Popocatépetl (www.bbc.com)
Traspasa la palabra, rómpela, desintégrala, mánchate con tinta, destiñe los renglones y el blanco de las hojas, arremángate el ego hasta las sienes. Trasvasa el nombre de las cosas, tu nombre y mi nombre son tan ciertos que temen toparse con sus trampas, con la sombra de su propio nombre con la palabra crecida sobre el texto con la letra de molde y la cursiva con los puntos y toda su ortodoxia.

martes, 22 de noviembre de 2016

Camino sin orillas......U. R. Olivero

Foto: c7wwalmiracam, Nicaro puerto, Mayarí 2010
“Mierda de isla ésta”, afirma Javier, y alguien le dice que se calle, que por qué dice algo así. Y Javier vuelve a decir isla de mierda, pero ya con menos fuerza, como si acabara de aterrizar en ese momento de un viaje amargo y la voz que lo recriminó nos lo devolviera.
Miraba fijamente al barco que había fondeado en el puerto, y preguntó que de qué bandera era, no lo sabíamos. La noche antes le había oído a papá cosas de ese barco, pero no escuché bien de qué país era, sé que venía a buscar níquel, eso dijo papá, y papá se hacía mieles en la boca porque oí que se podía ganar unos cuantos dólares, y que si se ganaba el dinero que tenía pensado, se compraría el barco que Godiardo le quería vender, pero le exigía pagar una cantidad en dólares y la otra parte, menos de la mitad, en pesos.

sábado, 12 de noviembre de 2016

La noche de los imanes......Raúl Muñoz González

Foto: Manel Armengol, Actuación policial contra manifestantes (1976)
Las esquinas doblaron en estrechas calles.

Lloraban, los lápices, por el carbón vegetal
de árboles difuminados y farolas aturdidas.
Y la torpe lengua de trapo aún tarareaba

la melodía que sonó en todas las radios.

Unas yemas frotaron la túnica de papel
cuando acechaba un tumulto de
sombras
desfallecidas sobre la plaza Sant Jaume;
aún sollozaban las heridas de un tango

que huyó, despavorido, una noche de 1976.

Quedó el olor del carbón en la camisa del gallo

miércoles, 2 de noviembre de 2016

¿Se puede saber por qué me llamas chica Almodóvar?: Jordi de Miguel

                                      Yo quiero ser una chica Almodóvar
                                      […]
                                      apuntarme a cualquier clase de bombardeo,
                                      no tener otra fe que la piel
                                      ni más ley que la Ley del Deseo.

JOAQUÍN SABINA, Yo quiero ser una chica Almodóvar
  
Acuarela de Esther Aguilà, Autotoqueteo
Madrid, 18 de Septiembre 1995
Mi Tigre Salvaje:
¡¡Holaaaaaaa, GUAPOOOOO!!
Un amigo (bueno, mi ex) se ha llevado los mejores negativos del viaje a Grecia, donde salían las fotos más sexys, que no es porque yo lo diga pero, la verdad, no estoy nada mal en tanga. Cuando hacía top-less en la playa, todos los tíos se me quedaban mirando, los turistas y los griegos, fue un escándalo, y el otro haciéndome fotos como si nada. He intentado recuperar los negativos, pero el muy pelma se hace el loco.

domingo, 23 de octubre de 2016

Príncipe y mendigo......Lucía Alicia Ponce Correa*

Mención Especial del Jurado del IConcurso Litteratura de Relato


Es en las montañas de ese país que queda en la mitad del mundo. Un país chico, con magia. El desorden y el caos de lo imperfecto traen la seducción de lo sencillo, escaso, humilde.
Los indios de las alturas andinas conviven con el frío helado bajo sus gruesos ponchos de lana, comen delicias en pobreza, chochos y tostado, papas frescas, dulces y recién cosechadas, maíz suave en miles de formas, grande y grueso con hierbas y ají, tierno en mazorca con queso fresco, tostado y crujiente con mucha sal, maduro y frito, amarillo y dorado.

domingo, 16 de octubre de 2016

Treinta y una cartas......Juan Andrés Moya Montañez*

Finalista del IConcurso Litteratura de Relato

Foto: www.flickrhivemind.net
«¿Qué me queda de ti?», se preguntaba Virginia. Sentada en el interior del compartimento, observaba el discurrir de las pálidas montañas al otro lado de la ventana, asfixiadas bajo la calima amarillenta del verano. Espantados por el traqueteo del tren, los árboles sacudían sus copas puntiagudas. Los campos habían sido aniquilados por el sol y los cubría ahora una hierba erizada, pajiza. «¿Qué me queda, salvo estas letras?»
         Con qué fruición había esperado cada mañana la voz áspera del cartero anunciando el correo y, sujetándose las faldas, había corrido escaleras abajo con el pecho incendiado y una sonrisa por todo rostro. Las cartas eran siempre escuetas pero elegantes, vestidas de una belleza sucinta. Leía las palabras como saboreándolas en el paladar y en cada giro de cada vocablo presentía el aroma del escritor; en los puntos y las interrogaciones, encontraba los hoyuelos de sus mejillas. «Queridísimo Frank. Amado prometido.»

domingo, 9 de octubre de 2016

Elsa Ortiz......Juan Cruz Cabrera

Finalista del IConcurso Litteratura de Relato

R. Tetsuo, Árbol de lapacho rosa con la luz del sol detrás
Comenzaré diciendo que Alicia Farmer era lesbiana. Lo aclaro antes de iniciar el relato para no explayarme al respecto en cada párrafo que se evidencie su extraordinaria condición. De cualquier modo, y gracias a los privilegios que gozo al ejercer el rol de narrador omnisciente, soy una de las pocas personas que lo sabe. Alicia era bien conocida en el agitado barrio de La Boca, pero no por su abierta sexualidad, en plena década de los cuarenta ¿a quién se le permitía tal libertad? A nadie. Ni siquiera a la astróloga más extrovertida de la ciudad; me refiero, claro está, a nuestra protagonista.

domingo, 2 de octubre de 2016

El beso lésbico que nunca te di......Lisandro José Reholón González*

Finalista del IConcurso Litteratura de Relato


Foto: John McNaughton, Juegos salvajes
Recuerdo aquel día lunes. Esperaba en la oficina de copiado del banco las fotocopias que había pedido hacía un rato ya, y que mi jefe requería con algo de urgencia. Tú venías un poco apurada y preguntaste si hacía mucho que esperaba por el trabajo solicitado. Te contesté que sí, que las máquinas copiadoras parecían no trabajar muy bien los lunes por la mañana, y que en eso se parecían a mí. Tú me dijiste que tal vez se debía al hecho de que necesitábamos descanso, que te sentías igual y que quizás ambas debíamos aprovechar el fin de semana largo que se acercaba, lo que ahora denominan puente, para escaparnos a una isla del Caribe.

domingo, 25 de septiembre de 2016

Citarse sin ganas......Daniel Castillo Pérez*

Finalista del IConcurso Litteratura de Relato

Foto: www.belelu.com
Tres botellas de sidra en Van Dyck antes de preguntarnos "¿qué hacemos ahora?", y proponer un piso. Fumando en la puerta se decidió que el mío, por cercanía y cosas de esas. Subimos por el lado de plaza de toros, Jules todavía insistiendo en que me sentía muy frío. Me retuvo del brazo frente al conservatorio y me besó en la boca, sus brazos por encima de mis hombros. Le negué la lengua, le dije que estaba enfermo, tosí alguna vez, aclaré la garganta haciendo un esfuerzo. Lo cierto es que la había besado tanto en el rellano del edificio de Elisa la noche de Eurovisión. Nos habíamos besado hasta agotar el repertorio, hasta fijarme en otras cosas. La desnudé a medias en las escaleras, pero insistió en la incomodidad de la inclinación, del piso cerámico tal vez demasiado frío contra las nalgas. 

domingo, 18 de septiembre de 2016

Año Nuevo en Valencia......Jacobo Árbenz Carrillo

Finalista del IConcurso Litteratura de Relato


Encuentro el interruptor a tientas. La luz se arroja felina sobre lo que descubre. Advierto mi cara en el espejo, brillante, sostengo un cigarrillo apagado en los labios. La imagen no permanece, se desenfoca constantemente. Sonrío sacando los dientes, muerdo fuerte el filtro del Pall Mall. Alguien abre la puerta del baño y me sorprende en plena mueca. Se avergüenza y cierra, pongo el pestillo. Ahora sí me desabrocho el pantalón y meo de espaldas a la puerta. Me llega el zumbido apenas de la música electrónica que se arrastra bajo la puerta, muevo los pies involuntariamente en intento de baile, el pipí suena irregular en el agua. Riego la taza. Me abrocho nuevamente el pantalón. Enciendo el cigarro frente al espejo y doy el primer hervor, mirándome de lleno a los ojos. Abro la puerta sin tirar de la cadena, la música se cuela a borbotones, hay cola de tres o cuatro personas. Les sonrió burlón.

domingo, 11 de septiembre de 2016

Por el camino......Mar Pérez Cruz*

Mención Especial del Jurado del IConcurso Litteratura de Poesía


que el toro nos salve
e ilumine la selva
y guíe nuestros pasos por el negro agujero
prometiendo una luz que la selva destruya
una luz donde asentar la vida
que el toro nos salve
y haga un hombre del hombre

LUIS MARÍA PANERO
Foto: www.animaliaworld.wordpress.com

La sonámbula mira sin ojos
al cielo cerrado.
Los rascacielos ensartan golondrinas
en sus antenas,
Víboras cercan la quieta pesadilla,
pero la luna es una puerta
que convierte la sangre
en gasolina.

sábado, 27 de agosto de 2016

La paz......Luiz Carlos Reátegui*

Finalista del IConcurso Litteratura de Relato

Foto: www.freepik.es/fotos-vectores-gratis
Estoy en un centro comercial por Salaverry y tengo que ir a misa. Una amiga tuvo a bien invitarme. Por alguna razón, me escogió entre sus contactos para compartir un momento familiar por alguien que ya no está. Nunca voy a misa. No soy católico. Respeto todas las formas de creencia pero tampoco defiendo ninguna. Desde el primer momento que una religión te dice yo tengo la verdad, ya te está mintiendo. Mucho o poco, pero siempre para beneficio propio. Por eso creo en Dios a mi manera, soy un creyente de la nueva era. Sin apasionamientos, sin golpearme el pecho, acepto la existencia de un ser supremo. He dejado mi vehículo en la berma de enfrente, miro hacia los lados, no hay nadie. Me subo, lo enciendo, quiebro las llantas para poder salir y, fantasmagóricamente, de una, se aparece un cuidador. Siempre aparecen de la nada, a veces incluso te procuran un susto; suenan su pito, te hacen espacio y pasan el trapo. Bien cuidado, maestro, comenta pidiendo propina. Reviso mi cartera, sólo tengo billetes. En uno de mis bolsillos encuentro dos monedas de diez centavos; sin que se dé cuenta, las camuflo con la mano. Cuando veo la pista libre, bajo la ventana y extiendo el brazo. Toma un sol, le digo. Entrego las monedas y acelero. El cuidador las cuenta entusiasmado. Por el retrovisor leo sus labios. Hijo de puta, me insulta. Lo lamento, pero de niño me enseñaron que ahorro es progreso.

viernes, 12 de agosto de 2016

Todo por querer comerme a besos al hombre rana......José Aristóbulo Ramírez Barrero*

Finalista del IConcurso Litteratura de Relato
Foto: Pedro Almodóvar, Átame

Les dije la verdad y nada más que la verdad. Me había colado de rondón y estaba allí, en los estudios cinematográficos de El Deseo, porque quería apoderarme del consolador en forma de hombre rana que utilizó Victoria Abril en Átame, para comérmelo a besos. Pero no me creyeron. Atrapado con las manos en la masa, los guardias de seguridad me esposaron y me acusaron formal y torticeramente de querer secuestrar a Pedro Almodóvar. 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...